Barack Obama’s speech on race

30 03 2008

Interactive video and transcript of Senator Barack Obama’s speech in Philadelphia on March 18 on race.





Educación para la Ciudadanía: el debate

30 03 2008

libros-de-texto.jpg 

Como todo el mundo sabe, la asignatura de Educación para la Ciudadanía (EpC) lleva generando un largo e intenso debate desde que el gobierno anterior comenzó a hablar de ella -como proyecto de una nueva asignatura- hasta que se ha implantado -este curso sólo en las autonomías donde gobierna el PSOE, en 3º ESO-.

La asignatura ha provocado el enfrentamiento dialéctico entre los que la proponen -gobierno- y los que están en contra -PP y otros foros-. Por supuesto, esta explicación es demasiado breve y, por tanto, demasiado simple. El enfrentamiento es más amplio pero es una forma de entender -para quien no lo sepa todavía- de dónde surge la polémica.

Yo soy uno de los profesores a los que les ha tocado empezar a impartir esta asignatura. Desde mi punto de vista, la asignatura es más de lo que ya se venía haciendo en Ética. Desde ese punto de vista, la polémica es falsa puesto que ya se podía venir hablando de todos los contenidos que sus detractores critican. Por otra parte, me parece que una hora a la semana no es la solución a los males que pretende atajar.

Respecto a los contenidos más polémicos: está claro que uno de ellos es el tema de la sexualidad, que al principio se comentaba iba a ser uno de los contenidos estrella. Luego, quizás por la polémica se ha ido rebajando hasta casi desaparecer. Pero en el tema de la homosexualidad, del matrimonio homosexual está uno de los escollos puesto que mucha gente considera que eso -que ya es una ley- va en contra de sus “valores morales”. Insisto, es ya una ley, por tanto, perfectamente “enseñable”. Otro de los temas-conflicto es todo lo que tiene que ver con la política: la asignatura pretende formar al alumnado en conocimientos sobre el sistema político, lo cual me parece muy deseable puesto que es un tema del que nunca se habla y luego pretendemos tener ciudadanos y ciudadanas críticos. Difícilmente se va a conseguir si no se educa en esos conocimientos y, sobre todo, si no se educa en ciertos valores. Y ahí reside, desde mi punto de vista, la mejor virtud de la asignatura: el fomento de los valores del respeto, del debate. Sin ellos, tendremos ciudadanos menos tolerantes y más “enrocados” en sus posturas. La sociedad es diversa y educar en la diversidad, la escucha y el diálogo me parecen tareas fundamentales e ineludibles. Mientras no hagamos esto, nos encontraremos con personas que se “tiran” sus opiniones a la cara pero que no las discuten razonadamente.

Navegando por la red se pueden encontrar muchísimos blogs, y demás sitios digitales donde se debate sobre la conveniencia o no de la asignatura. Iré añadiendo a este post aquellas que me vaya encontrando de más interés:

Detractores de EpC:

Scriptor: el blog de Juan José G. Noblejas, tiene varios posts dedicados a EpC.

Cien Mil objeciones en Libertad Digital.

– Profesionales por la Ética: De ejemplo, en contra de una intervención de José Antonio Marina.

http://www.epcno.org/epcno/

Defensores:

José Antonio Marina da algunas razones para defender la asignatura.

Amnistía Internacional, en septiembre de 2007 publicó en un manifiesto que la implantación de EpC era positiva. También presenta una serie de preocupaciones.

– Artículo de Juan José Tamayo en Atrio: ¿Educación para la ciudadanía? Depende.

iJuan

– Blog de Sasuchan con Viñetas.

Comentarios:

– En “Dosmanzanas.com” comentan un vídeo de www.epcno.org: una versión de “The Wall” de Pink Floyd con subtítulos aludiendo a Zapatero y a la asignatura.

– En el blog de Rafael Robles.

Por una educación moral desligada de la Iglesia, de Fernando Robles.





Conversión al catolicismo del periodista musulmán Magdi Allam

30 03 2008

magdi_allam_2.jpg 

El periodista Magdi Allam -de origen egipcio pero afincado hace muchos años en Italia y que trabaja en “Corriere della Sera” como subdirector- se ha convertido al catolicismo: previamente era musulmán. Fue bautizado por el Papa. El periodista ha sido amenazado de muerte. Desde luego, en esta noticia podemos ver muchas cosas en juego: la libertad religiosa, dos de las grandes religiones del mundo, el papel de las instituciones religiosas, la libertad de pensamiento y de prensa,…

En el blog de Juan José G. Noblejas, Scriptor se pueden encontrar multitud de vínculos a periódicos que cubren la noticia tanto en español, como en italiano e inglés.





Manifiesto de la plataforma “No gracias” por el uso racional de los medicamentos

30 03 2008

nogracias.jpg 

La plataforma “No gracias” busca incidir – y cambiar – las relaciones entre la Industria Farmacéutica, la Administración pública y los Profesionales de la salud.

Por iniciativa de la Federación de Asociaciones para la defensa de la Sanidad Pública (FADSP) se constituye una Plataforma denominada “nogracias.eu”  integrada en el movimiento internacional “Nofreelunch” y sus filiales USA, UK, “No Gracie, Pago Io”-Italia…

La plataforma quiere sensibilizar a la sociedad y en particular al sector sanitario – administración, profesionales y pacientes – a fin de cambiar las relaciones, actualmente distorsionadas, con la Industria Farmacéutica. La plataforma se reconoce en la iniciativa de la OMS del “Buen Gobierno de los Medicamentos”: un nuevo marco ético para poner en valor el ejercicio profesional, el uso racional de los medicamentos y el buen gobierno de las instituciones públicas

Este es el manifiesto:

La penetración de la Industria farmacéutica en la salud ha conformado un complejo entramado de intereses y connivencias que interactúa con todo el sector. La Industria financia la formación profesional, un espacio “abandonado” frívolamente por la administración pública, con cursos, congresos, viajes, comidas, ponentes… y evidentemente no a coste cero. Los centros sanitarios abren sus puertas a los visitadores que con obsequios, de mayor o menor cuantía (presentados como “oportunidades educativas”) generan una cultura de patrocinio que afecta a la autonomía profesional y a la racionalidad de la prescripción.
El Informe 2006 de “Transparencia Internacional” denuncia la “vulnerabilidad de los sistemas sanitarios” por su “complejidad” y en especial la Farmacia (con un gasto global de 500.000$ millones al año) por el “gran número de actores involucrados en la cadena del medicamento”. El “marketing agresivo” de las farmacéuticas es identificado como el primer responsable. Una realidad inaceptable cuando la población del tercer mundo tiene difícil el acceso a los medicamentos esenciales.
La inversión de la Industria en Marketing es enorme (31% del total) comparada con el 14% que dedica a investigación… La industria paga más del 90% de la formación continuada: establece la agenda, paga a los ponentes… y esto es, sin duda, marketing. Los pacientes también son parte del entramado con subvenciones a sus asociaciones y a la edición de revistas y libros. Además, buena parte del marketing es información “sobrevalorada” de nuevos medicamentos que son más caros al estar protegidos por patentes (sin versiones genéricas) aunque el 80% de estos medicamentos no aporten nada nuevo, son los llamados “me too”, por similitud con los ya existentes. Mientras, el gasto farmacéutico crece por encima de otros capítulos, superando el 30%, sumada atención primaria y hospitalaria, del total del gasto sanitario público. Si se mantiene esta tendencia en pocos años se equipara a los costes de personal de todo el SNS.
Somos conscientes, a la hora de hacer público este manifiesto, que las prácticas irregulares y su persistencia en el tiempo, tienen para la mayoría de los profesionales una consideración de “normalidad”, de poco valor ético. Pero hay suficientes pruebas de que la intervención de la Industria interfiere en la adhesión a las guías de práctica clínica y en la calidad de la atención farmacéutica.
La plataforma no tiene una vocación testimonial, su intención es incluir a los profesionales en la buena práctica, y no la condena o la confrontación, es recabar apoyos, dentro y fuera del ámbito sanitario, contando lo que ocurre con rigor y sin sensacionalismos. La situación ha tocado fondo y queremos objetar estas “ayudas” que lo son a corto plazo, pero que a la larga representan un elevado coste intelectual y económico, para una sociedad que quiere mantener y mejorar su estado del bienestar.

Si quieres, firma el manifiesto. Puedes ver el listado de firmantes.





Un hombre transexual queda embarazado

28 03 2008

transexual-thomas_beatie.jpg 

Un hombre americano queda embarazado. El es un transexual que todavía conservaba sus órganos internos. Su mujer no podía quedarse embarazada así que decidieron que fuera él quien quedara embarazado. Después de varios meses sin tomar estrógenos su ciclo volvió a funcionar y consiguió quedar embarazado en un segundo intento.

Esta noticia está creando una gran polémica, estupor, incredulidad….¿Podría ser mentira, como dicen algunos medios? No lo sé. Pero, biológicamente pudiera que fuese posible. El problema no es ese. El problema puede estar en la reacción de la gente.

El otro día escuchando la noticia en la radio (Onda Cero), -tanto en el programa de la mañana como en el de la noche-, los periodistas que relataban la noticia se morían de risa, hacían bromas absurdas,…:

“Es muy feo todo” -decía una  contertulia-. “Es un caso muy raro” (risas) “¿Qué pasará por la mente de esa persona?” “El dice que sintió la llamada de la maternidad” “Pero son dos sentimientos contradictorios” “A saber…je,je” “Hay gente pa’ todo” “¿Está gordo o gorda, je,je” “¿Os imagináis que tenga el antojo de ir al fútbol y que la mujer diga ´pues no vas´? je, je, je”

 En fin, se lo pasaron muy bien a costa de la noticia.

Todavía hay una gran ignorancia hacia el tema de la transexualidad. De hecho hay gente que confunde a un transexual con un homosexual y con un travesti. Y de la ignorancia surge el miedo. Han sido muchos cientos de miles de años en la ignorancia y en el miedo. El problema sigue siendo pensar que todo se reduce a ser hombre (muy hombre) o ser mujer (muy mujer). Y no es así. Hay tantas formas de ser hombre y de ser mujer como personas. Lo demás es una falacia.

Educar en el respeto a la diversidad sexual no es fácil. Hay que ir en contra de la corriente. Pero creo que merece la pena. Si estás de acuerdo, firma nuestro manifiesto por la Diverxidad.

Y para todas aquellas personas que no tangan claros estos conceptos, la guía de XEGA.





Thomas Beatie, a pregnant trasgender

28 03 2008

transexual-thomas_beatie.jpgtransexual-thomas_beatie.jpg

transexual-thomas_beatie.jpg 

Labor of Love Thomas Beatie gives The Advocate a first-person account of how it feels to be pregnant and carrying a child for his wife and himself.

Thomas BeatieFrom The Advocate March 26, 2008

To our neighbors, my wife, Nancy, and I don’t appear in the least unusual. To those in the quiet Oregon community where we live, we are viewed just as we are — a happy couple deeply in love. Our desire to work hard, buy our first home, and start a family was nothing out of the ordinary. That is, until we decided that I would carry our child.

I am transgender, legally male, and legally married to Nancy. Unlike those in same-sex marriages, domestic partnerships, or civil unions, Nancy and I are afforded the more than 1,100 federal rights of marriage. Sterilization is not a requirement for sex reassignment, so I decided to have chest reconstruction and testosterone therapy but kept my reproductive rights. Wanting to have a biological child is neither a male nor female desire, but a human desire.

Ten years ago, when Nancy and I became a couple, the idea of us having a child was more dream than plan. I always wanted to have children. However, due to severe endometriosis 20 years ago, Nancy had to undergo a hysterectomy and is unable to carry a child. But after the success of our custom screen-printing business and a move from Hawaii to the Pacific Northwest two years ago, the timing finally seemed right. I stopped taking my bimonthly testosterone injections. It had been roughly eight years since I had my last menstrual cycle, so this wasn’t a decision that I took lightly. My body regulated itself after about four months, and I didn’t have to take any exogenous estrogen, progesterone, or fertility drugs to aid my pregnancy.

 Our situation sparks legal, political, and social unknowns. We have only begun experiencing opposition from people who are upset by our situation. Doctors have discriminated against us, turning us away due to their religious beliefs. Health care professionals have refused to call me by a male pronoun or recognize Nancy as my wife. Receptionists have laughed at us. Friends and family have been unsupportive; most of Nancy’s family doesn’t even know I’m transgender.

This whole process, from trying to get pregnant to being pregnant, has been a challenge for us. The first doctor we approached was a reproductive endocrinologist. He was shocked by our situation and told me to shave my facial hair. After a $300 consultation, he reluctantly performed my initial checkups. He then required us to see the clinic’s psychologist to see if we were fit to bring a child into this world and consulted with the ethics board of his hospital. A few months and a couple thousand dollars later, he told us that he would no longer treat us, saying he and his staff felt uncomfortable working with “someone like me.”

In total, nine different doctors have been involved. This is why it took over one year to get access to a cryogenic sperm bank to purchase anonymous donor vials, and why Nancy and I eventually resorted to home insemination.  

When I finally got pregnant for the first time, I ended up having an ectopic pregnancy with triplets. It was a life-threatening event that required surgical intervention, resulting in the loss of all embryos and my right fallopian tube. When my brother found out about my loss, he said, “It’s a good thing that happened. Who knows what kind of monster it would have been.”

On successfully getting pregnant a second time, we are proud to announce that this pregnancy is free of complications and our baby girl has a clean bill of health. We are happily awaiting her birth, with an estimated due date of July 3, 2008.

How does it feel to be a pregnant man? Incredible. Despite the fact that my belly is growing with a new life inside me, I am stable and confident being the man that I am. In a technical sense I see myself as my own surrogate, though my gender identity as male is constant. To Nancy, I am her husband carrying our child — I am so lucky to have such a loving, supportive wife. I will be my daughter’s father, and Nancy will be her mother. We will be a family.

Outside the local medical community, people don’t know I’m five months’ pregnant. But our situation ultimately will ask everyone to embrace the gamut of human possibility and to define for themselves what is normal.  

So far, the new from The Advocate. If you want to sign our manifesto about sexual diversity, we are asking for the respect for homosexuals and trasgender (the manifesto is written in spanish).





Educare alla diversitá. Il silenzio che crea l’omofobia.

26 03 2008

Ieri è stata approvata la legge che permetterà il matrimonio omosessuale. Felicitazioni a tutte le persone che la stavano aspettando. E’ un momento storico per questo Paese. Però solo questo non basta. Sfortunatamente esiste molta omofobia. E indipendentemente dalla legge, bisogna educare la nostra gioventù a comprendere le differenze tra i vari orientamenti sessuali. La legge deve servire come linea guida per lavorare in una direzione: che finisca l’omofobia. MA E’ PROPRIO IL SILENZIO CHE CREA L’OMOFOBIA. Per questo motivo dobbiamo fare qualcosa di positivo: l’educazione è fondamentale per distruggere i pregiudizi. E non è necessario essere omosessuali per essere convinti che questa sia la strada giusta da percorrere. Tra le persone non esistono caste, dev’esserci solo dignità e contro l’omofobia, la legge e l’educazione. Juan José Alonso Tresguerres

Este pequeño artículo fue publicado en un foro italiano en el 2005, traduciendo el artículo mío que había sido publicado previamente en un periódico español. Entonces decía que a parte de la ley que reconocía el matrimonio homosexual es necesario educar en la diversidad sexual para luchar contra los prejuicios…La ley y la Educación son los dos pilares que acabarán con la discriminación y la homofobia. Porque el silencio permite que siga existiendo la homofobia.

Os invito a firmar el Manifiesto por la diversidad:

Puedes firmarlo en la página de petition on line. Está en inglés pero es el mecanismo para firmar es fácil: al pichar el vínculo entrarás en una página donde se expone el manifiesto. Debajo dice “Click here to tsign Petition”, es decir, “haz click aqué para firmar la petición”. La siguiente página sigue diciendo que has leído el manifiesto y que quieres firmar. Para ello, tienes que introducir el nombre y una dirección de correo electrónico. Si quieres también puedes dejar un comentario. Te da la opción para que la dirección del correo permanezca como privada, disponible a petición del autor o pública. Una vez ser rellenen esos 2 o 3 campos hay que pinchar en el botón que dice “Preview your signature”. Entonces se abre una tercera pantalla donde se ve cómo aparecerán los datos de tu firma. Ya sólo resta pinchar en el botón “Aprove your signature”, es decir, aprueba tu firma.